Ruesi Dat Ton


Según relatan algunos escritos centenarios tailandeses, un hombre cansado de las comodidades de la vida cotidiana, abandonó su hogar en busca de la paz interior. Este hombre, solitario, ingenio una serie de estiramientos para curar sus propios dolores. Se convirtió en un asceta, un ermitaño, un Ruesi que, ideó una serie de ejercicios o posturas para abrir y estimular los Sen, permitiendo mejorar la agilidad y la coordinación muscular, la movilidad articular, la circulación, la respiración, la digestión, reduciendo el estrés y la ansiedad, Estos ejercicios son conocidos como Ruesi Dat Ton o “ejercicios del ermitaño”.

 

https://www.youtube.com/watch?v=I6dOHHOeh7Q&t=114s